Lun 12 de abril de 2021 Medio Oriente

Sin sorpresas: Informe revela que actual jefe de ISIS era un soplón de EE.UU.

1024 576

En los informes confidenciales de los interrogatorios, se describe al detenido iraquí M060108-01 como un prisionero modelo, "colaborador" con sus captores estadounidenses e inusualmente hablador, destaca una historia increíble relatada por The Washington Post sobre el actual jefe de ISIS.

 

AnnurTV
AnnurTV
http://www.annurtv.com/nota/61724-norteamerica-sin-sorpresas-informe-revela-que-actual-jefe-de-isis-era-un-soplon-de-eeuu.html
Sin sorpresas: Informe revela que actual jefe de ISIS era un soplón de EE.UU.

A veces, parecía hacer todo lo posible para ayudar, especialmente cuando se le ofreció la oportunidad de informar sobre rivales dentro de su organización, entonces mal conocida como el Estado Islámico de Irak y Siria, que no es Estado ni Islámico.

Durante varios interrogatorios en 2008, el detenido proporcionó instrucciones precisas de cómo encontrar la sede secreta del grupo insurgente, hasta el color de la puerta principal y las horas del día en que la oficina estaría ocupada. 

Cuando se le preguntó sobre el líder número dos del grupo, un sueco nacido en Marruecos llamado Abu Qaswarah, dibujó mapas del complejo donde se escondía y reveló el nombre del mensajero personal de Abu Qaswarah.

Semanas después de esas revelaciones, los soldados estadounidenses mataron a Qaswarah en la ciudad iraquí de Mosul y mientras, el detenido, dicen los funcionarios estadounidenses, se volvería famoso con un nombre diferente: Abu Ibrahim al-Hashimi al-Qurashi, el actual líder de la milicia terrorista pro estadounidense.

Aunque el Departamento de Defensa publicó documentos que presentaban como informante al futuro líder del grupo extremista, los registros recién difundidos son un retrato íntimo de un prolífico, a veces ansioso, soplón de la prisión que ofreció a las fuerzas estadounidenses decenas de detalles que ayudaron a combatir a la organización terrorista.

"El detenido parece cooperar más con cada sesión", dice un informe de 2008 sobre el hombre cuyo nombre real es Amir Muhammad Sa'id Abd-al-Rahman al-Mawla. “El detenido está proporcionando mucha información sobre los asociados de ISIS”, dice otro.

Como se detalla en más de 50 informes parcialmente redactados, la cooperación de Mawla con las fuerzas estadounidenses incluyó ayudar con los bocetos de los artistas de los principales sospechosos de terrorismo e identificar restaurantes y cafés donde sus antiguos camaradas preferían cenar.

En un giro irónico, Mawla parece ser particularmente útil para ofrecer a los estadounidenses detalles sobre la unidad de propaganda del grupo y de los no iraquíes de su organización: voluntarios de todo el Medio Oriente y África del Norte que se unieron al grupo durante la ocupación estadounidense de Iraq. 

Las ramas del terrorismo extranjero y las operaciones de los medios de comunicación se consideran los componentes más eficaces del ISIS actual.

"Hizo una serie de cosas para salvar su propio cuello, y tenía un largo historial de ser hostil, incluso durante los interrogatorios, hacia los extranjeros en ISIS", dijo Christopher Maier, subsecretario de defensa para operaciones especiales y conflictos de baja intensidad, quien discutió en una entrevista los registros publicados por el Centro de Lucha contra el Terrorismo en West Point, una institución académica financiada por el Pentágono en la Academia Militar de los Estados Unidos. 

“Con el surgimiento de ISIS y el deseo de formar un califato con miles de combatientes extranjeros, eso es problemático” para Mawla.

Los registros, que fueron publicados como parte de un estudio académico, han ayudado a los funcionarios estadounidenses a completar los espacios en blanco en la biografía de Mawla, un funcionario relativamente desconocido del Estado Islámico cuando fue nombrado "califa" después de la muerte de Abu Bakr al-Baghdadi. en octubre de 2019.

Después de cierta incertidumbre inicial sobre la verdadera identidad del nuevo líder, los funcionarios antiterroristas estadounidenses concluyeron que se trataba de Mawla, una figura iraquí bien conocida por ellos de su cautiverio anterior.

El iraquí, entonces un funcionario de nivel medio de 31 años dentro del Estado Islámico de Iraq, más tarde conocido simplemente como Estado Islámico, aparentemente fue capturado a fines de 2007 o principios de 2008, y fue sometido a docenas de interrogatorios por oficiales militares estadounidenses.

Se desconoce la fecha exacta de su liberación, pero el registro de interrogatorios se detiene en julio de 2008.

Para entonces, Mawla ha dejado de cooperar y los informes revelan que estaba "ansioso" por su estado, lo que sugiere que esperaba ser recompensado por la cantidad de información que suministró.

Lo que queda claro de los informes es que, durante un período de al menos dos meses a principios de 2008, Mawla fue el sueño de un interrogador, que revelaba las identidades de los líderes del terrorismo y proporcionaba instrucciones en forma de mapa sobre cómo encontrarlos. 

En un caso, dirigió a los estadounidenses a través de su directorio telefónico personal, un cuaderno negro que le incautaron. En una sesión, señaló los números de teléfono de 19 funcionarios del Estado Islámico e incluso reveló cuánto dinero ganaban algunos de ellos.

“Al-Mawla era un pájaro cantor de talento y habilidad únicos”, escribió Daniel Milton, profesor asociado del Centro de Lucha contra el Terrorismo y uno de los investigadores que revisaron los documentos, en un ensayo publicado por el blog de seguridad nacional Lawfare. 

Los funcionarios que dieron a conocer los documentos entendieron claramente su potencial como una fuente de vergüenza para Mawla, aunque los antecedentes del líder del Estado Islámico como informante ya se conocían dentro de los círculos militantes islamistas. 

Destacados comentaristas de los sitios de redes sociales pro-Estado Islámico criticaron la decisión de elevar al iraquí a califa, argumentando que no estaba calificado para el puesto.

Asumió el cargo varios meses después de la liberación de la última de las posesiones territoriales del Estado Islámico en Siria, y desde ese momento, ha mantenido un perfil relativamente bajo. 

Los funcionarios estadounidenses de contraterrorismo creen que se esconde en Iraq o Siria, la base tradicional del grupo terrorista. Allí, ha continuado librando una insurgencia de bajo grado marcada por frecuentes ataques contra puestos militares y funcionarios gubernamentales y tribales.

Mientras tanto, los órganos de propaganda del grupo tratan de centrar la atención en los logros del Estado Islámico en África, donde terroristas bien armados matan regularmente a soldados del gobierno y ocasionalmente toman territorios. 

El mes pasado, militantes tomaron la ciudad de Palma en la costa norte de Mozambique en una operación que se saldó con decenas de muertes.

Los funcionarios estadounidenses advierten que incluso un Mawla empañado y parcialmente descortezado sigue siendo peligroso, dadas las amplias oportunidades de adquirir dinero, armas y reclutas en provincias arruinadas y en gran parte sin ley en el este de Siria.

"Están esperando el momento oportuno y esperando que las circunstancias cambien a su favor", dijo John Godfrey, enviado especial interino del Departamento de Estado para la coalición global contra el grupo terrorista ISIS.

Fuente: Al Mayadeen

visitas

Palabras clave de la nota



Si te gustó, te invitamos a compartirla


Comentarios
Tendencias
Podes seguir leyendo…
Palestina día a día
1280 720
Ocupación Palestina
El horror de la guerra
1280 720
Ocupación Palestina
El horror de la guerra