Mié 20 de octubre de 2021 Mundo

Opinión

Las garras del imperialismo colonial en busca de retomar Bolivia

1024 576

"La ambición de control y explotación de las riquezas que tiene Latinoamérica,  aún están en fiera disputa por parte del imperio estadounidense y sus vasallos “criollos”, quienes aún piensan que siguen  siendo los dueños de estas tierras; así como de sus habitantes"

Por Roberto Chambi Calle

AnnurTV
AnnurTV
http://www.annurtv.com/nota/63672-america-latina-y-caribe-las-garras-del-imperialismo-colonial-en-busca-de-retomar-bolivia.html
Las garras del imperialismo colonial en busca de retomar Bolivia

Roberto Chambi Calle[1]

Los “indios son ociosos, mentirosos, crueles, inhumanos, sodomitas, de frágil memoria, inclinados al mal y con toda clase de vicios. (…) nada se puede esperar de ellos, porque tienen un cráneo tan grueso y duro que las espadas de los conquistadores se rompen cuando llegan a ellos…”[2] “facilísimamente se juntan con las mujeres, y aun como cuervos o víboras, y peor; dejando aparte que son grandísimos sodomitas, holgazanes, mentirosos, ingratos, mudables y ruines”[3].

Cada 12 de octubre los habitantes de Abya Yala (América Latina) recuerdan, como hombres montados en bestias con armas de fuego habían invadido el territorio de sus antepasados, una carnicería feroz se había desatado en donde otrora era paz, y que en ese momento se convertía en llanto, dolor, sangre y  muerte; ladrones, criminales y porquerizos en nombre de Dios y la iglesia llegaron al “nuevo mundo” para que esas “bestias sin alma fueran cristianizadas”, los sometieron en nombre de su Dios y sus “santas escrituras”, reduciendo al “indio” y a sus familias a vivir en un inframundo; pues se obedecía al “derecho natural”, aquel que provenía de “su Dios”. 

Las leyes de la monarquía española más las bulas papales fueron los instrumentos aberrantes para que el indígena quede desnudo, pobre y miserable en su propia tierra, y que aún hasta el día de hoy se les arrebate sus riquezas, sus tierras y todo su patrimonio; ya que los herederos de la colonización europea no toleran que un indio, ni su partido conduzcan las riendas de  su país, pues estos son “indignos de ser llamados ciudadanos”, por ende no descansarán “hasta ver tras las rejas a estas bestias humanas”, a “esta gente mal agradecida” [4].

La ambición de control y explotación de las riquezas que tiene Latinoamérica,  aún están en fiera disputa por parte del imperio estadounidense y sus vasallos “criollos”, quienes aún piensan que siguen  siendo los dueños de estas tierras; así como de sus habitantes, y que para tal objetivo imponen una serie de estrategias que desembocan en injerencias, asaltos y golpes de estado como lo sucedido  el 10 de noviembre de 2019, cuando las logias oligárquicas y todo su aparataje mediático bajo la egida de la administración estadounidense, echaron al 1er. presidente indígena de Bolivia Evo Morales Ayma.

Los más de 37 asesinatos cometidos por el instaurado régimen golpista de Jeanine Añez, han hecho alusión a las masacres que otrora el colonialismo cometía contra la población indígena, este odio desmedido y racista hoy aun continua, no obstante que el pueblo boliviano habiendo superado esta imposición sangrienta, logró recuperar las riendas del estado cuando Luis Arce Catacora del MAS- IPSP ganó las elecciones presidenciales del 2020 con más del 55% de los votos.

Antes del año 2006, la ultraderecha fascista pensaba que la llegada al poder de los indígenas, solo era un espejismo de un par de meses, presagiando que este iba a ser corto y no habría por qué preocuparse; pues según estos, al igual que sus antepasados pensaban que el “indio” era incapaz de manejar las riendas del poder.

Para su mal cálculo, el gobierno de los movimientos sociales de forma legal y legítima, controló y administró el estado durante casi 14 años, posesionando al Estado Plurinacional de Bolivia como ejemplo y paradigma del desarrollo económico en el mundo.

“El milagro boliviano”, fue interrumpido por el golpe de estado patrocinado por las logias neoliberales, quienes, aun habiendo usurpado el poder no duraron ni un año en el gobierno, paradójicamente utilizaron ese tiempo para robar y asesinar, siendo ello una señal de su incapacidad; pero por sobre todo de su odio y racismo hacia los pobres, los humildes y los “condenados de la tierra”.

Hoy, esta ultraderecha fascista trata de desestabilizar el gobierno popular y legítimo de Luis Arce y David Choquehuanca, nuevamente masculla y proyecta un golpe de estado híbrido en coordinación con todos sus medios de comunicación bajo la capa del imperio estadounidense; pues les incomoda que “sus fortunas”, sean fiscalizadas, por ello  se oponen a leyes que quieren demostrar el “origen de sus riquezas”, a políticas que no los favorece, ya que ellos son logias, emporios de capital que quieren seguir enriqueciéndose bajo un gobierno títere y de mentiras como fue el de Añez, quién en vez de administrar el estado junto a sus plutócratas  desfalcó sus arcas, así como repartió las tierras a los terratenientes en Santa Cruz a precio de gallina muerta.

Los que patrocinaron y apoyaron el golpe de estado de 2019 en Bolivia, hoy se están reconfigurando con el único objetivo, cueste lo que cueste, de retomar su “hacienda”; ya que les interesa tomar el poder, no para gobernar, sino para servirse y servir a sus patrocinadores internacionales  a quienes con seguridad les ofrecerán en bandeja de oro, (como lo hizo Sánchez de Lozada y la Capitalización [Privatización]) las empresas nacionales, así como los recursos naturales: gas,  mutún, litio; etc.… pues sus objetivos no solo son nacionales, sino obedecen al nuevo orden mundial, porque el imperialismo tiene el objetivo final de controlar “su patio trasero”, por ello la presencia de sus más de 70 bases militares en la patria grande y sus gendarmes  fascistas en Bolivia.

Por Roberto Chambi Calle

[1] Jurista, teólogo y analista en RR. II, Universidad “Al Mustafá”, Irán.

[2] Fernández de Oviedo, 1478, “Historia General y natural de las Indias”.

[3] LÓPEZ DE GÓMARA, Francisco, Historia General de las Indias, Edición Digital en PDF, 2003, p. 34. Francisco López de Gómara (c. 1511 - c. 1566).

[4] Palabras de Rómulo Calvo, presidente del Comité Cívico Pro Santa Cruz en Bolivia en referencia a los indígenas.

visitas

Notas relacionadas



Si te gustó, te invitamos a compartirla


Comentarios
Tendencias
3
7300 lecturas
AnnurTV
AnnurTV
http://www.annurtv.com/nota/64073-curiosidades-cinco-anos-sin-fidel.html
Podes seguir leyendo…
Palestina día a día
1280 720
Ocupación Palestina
El horror de la guerra
1280 720
Ocupación Palestina
El horror de la guerra